Inicio Sociedad Derechos La policía quiere las claves de descifrado de Lauri Love

La policía quiere las claves de descifrado de Lauri Love

5 minuto leer
0
0
299

La policía británica quiere que un activista cuya extradición a EEUU puede ser inminente, revele las claves de sus ordenadores cifrados. Esto sentaría un mal precedente para quienes quieran guardar información confidencial como periodistas, activistas, etc. Por lo tanto, este caso tiene grandes implicaciones como ha expresado “The Courage Foundation”.

El activista es el hacker Lauri Love, residente de Stradishall, Suffolk, que supuestamente entre el 1 de octubre de 2012 y el 1 de octubre de 2013, accedió junto a otros “conspiradores” a varios sistemas informáticos de EEUU. Como ya viene siendo costumbre, el departamento de Justicia de E.E.U.U quiere su extradición. Love usó el famoso software de encriptación TrueCrypt para encriptar sus discos duros.

La organización que defiende a aquellos cuya vida o libertad corre peligro, “Courage Foundation”, está tratando en este momento el caso del ciudadano británico como de máxima prioridad solicitando ayuda económica y apoyo, dada la mala situación legal en la que se encuentra Love, y así poder evitar su extradición.

“The Courage Foundation” pide ayuda económica para gastos legales y para poder llevar a cabo campañas de información y protesta. Esta organización pretende que los “whistleblowers” tengan una defensa igual al resto y no sean tratados como prisioneros sin derechos: Perseguidos por los estados, acosados, torturados, tratados de forma inhumana y sin voz para protestar. Intentan evitar que la tan citada “seguridad nacional” no acabe con los derechos humanos de una persona.

Ahora mismo, trabajan con Lauri Love, Barrett Brown y Matt DeHart principalmente.

Lauri Love

Cronología

El 28 de octubre de 2013, el NCA británico (National Crime Agency), buscó al activista y lo detuvo por delitos según la “UK’s Computer Misuse Act” y se confiscó de todos sus ordenadores y otros matetiales. Fue puesto en libertad pero no se le devolvieron sus objetos incautados. En febrero de 2015, se tomaron acciones legales para conseguir la devolución de sus objetos. Sin embargo en mayo de 2015 sólo fueron devueltos 25 de los 31 objetos incautados. Entre los objetos que no devolvieron se encontraba un ordenador portátil Samsung cuyo contenido la policía no pudo desencriptar. Se le solicitó la clave de descifrado y éste se negó a colaborar.

Finalmente, en julio de 2015, Love es arrestado de nuevo, esta vez por los ataques informáticos a la NASA, “US Army”, la “US Federal Reserve” y la “Environmental Protection Agency”.

El equipo legal de Love lucha contra una extradición tras la cual se enfrentaría a 99 años de prisión. Es muy importante captar más la atención de los medios, algo que está intentando evitar la policía. No parece que quieran que suceda como en el caso del hacker Gary Mckinnon, que además padece la misma enfermedad. Lauri Love tiene diagnosticado Síndrome de Asperger (AS).

Los que apoyan incondicionalmente su libertad han creado el “Hastag” de Twitter #FreeLove, y el slogan “No Love for the US Gov!”. También puedes encontrar una página en Facebook.Com a favor de su libertad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Mira además

No a los cambios a la regla 41. No al hacking de Estados Unidos

Estados Unidos quiere volver a salirse con la suya y facilitar el espionaje informático re…